Dibujos

Dibujos

Con la herramienta Dibujos puedes hacer dibujos y trazados simples, usando formas predefinidas y texto, pero no puedes retocar imágenes.

Como con el resto de herramientas, para crear un dibujo tienes que pulsar el botón Crear Nuevo>Dibujo.


Seguidamente aparecerá la ventana principal de la herramienta Dibujos.


Salvo por las herramientas específicas de dibujo, el entorno de trabajo es el mismo que ya conocemos.

Bajo la barra de los servicios de Google se encuentra la caja para el título y el botón Guardar.

Más abajo, la barra de menús con los menús desplegables.

Finalmente, la barra de herramientas con los iconos de las herramientas más comunes.

Donde hay cierta diferencia es en el área de trabajo. El lienzo para dibujar muestra una serie de cuadrados blancos y azules, como un tablero de ajedrez. Estos cuadros no se mostrarán en el dibujo final. En realidad el lienzo de trabajo es transparente y los cuadrados son una ayuda visual para situar los elementos del dibujo.

En la barra de herramientas encontrarás los iconos de las herramientas más utilizadas:

Dibuja una línea simple. Clic para marcar el inicio, arrastrar y clic para el final.



Funciona como la herramienta línea. La diferencia es que al final del trazo mostrará una punta de flecha. Puedes seleccionar el tipo de punta de flecha desde este icono y la parte posterior de la flecha desde este otro icono.


Dibuja una línea curva. Hay que hacer clic para iniciar el trazo, clic para el punto de inflexión de la curva y doble clic para terminar el trazo.


Polígono. Con cada clic del ratón crearás un vértice. Para acabar la forma tienes dos opciones: hacer clic en el inicio con lo que obtienes una forma cerrada, o doble clic en cualquier sitio con lo que tendrás una forma abierta.


Al hacer clic en el icono de flecha hacia abajo aparece una amplia selección de formas prediseñadas listas para usar. Se pueden cambiar colores y grueso de línea.


Inserta una imagen desde tu ordenador, desde la web, desde el buscador de imágenes de Google o desde un álbum de Picassa.

Cuadro de texto. Para insertar texto normal.

Color de línea. Desde el desplegable puedes seleccionar los colores desde la paleta.

Grueso de línea. Desde el desplegable puedes elegir diferentes gruesos de línea.

Tipo de línea. Desde el desplegable puedes seleccionar distintos tipos de línea: punteado, rayado, etc.

Color de relleno. Desde el desplegable accedes a la paleta de colores.

A la mayoría de estos comandos puedes acceder también desde el menú Insertar.


Además de las herramientas señaladas tienes la herramienta A mano alzada, que permite dibujar libremente. Mientras mantengas pulsado el ratón se mantendrá el mismo trazo. También puedes acceder a la herramienta WordArt que realiza un texto artístico que puede ser tratado como una forma.

Con la herramienta Arco puedes realizar trazados circulares o elípticos.

La opción forma abre un desplegable en el puedes encontrar todas las formas disponibles.


Las formas se utilizan haciendo clic sobre la forma deseada y arrastrándola al lienzo de dibujo. Al seleccionarlas aparecen los tiradores de las esquinas y un tirador en la parte central del lado superior que permite el giro de la forma respecto de ese eje.

Tirando de los tiradores de las esquinas puedes hacer la forma más grande o más pequeña. Si al mismo tiempo mantienes pulsada la tecla Mayúsculas, la forma mantiene las proporciones.

La manera más rápida de insertar texto es a través del cuadro de texto. Pero también puedes insertar texto en las formas prediseñadas. Para ello tienes que utilizar la herramienta modificar   texto  manteniendo la forma seleccionada. Al hacer clic sobre ella se muestra el área editable de la forma. En el texto que escribas dentro de este cuadro puedes aplicar todos los formatos de texto.


Cuando quieras crear un rótulo para un titulo puedes utilizar la herramienta WordArt. También admite todo tipo de formato y se puede elegir la fuente.

En el tratamiento de estas formas hay que distinguir dos elementos: el relleno y las líneas que delimitan ese relleno.

Las líneas se pueden cambiar de ancho   de estilo   y de color  .

Además, desde el menú Formato se puede cambiar la decoración de las líneas. Tanto las uniones entre dos líneas, como los extremos de las líneas.


Al relleno solamente se puede cambiar el color. Pero hay que tener en cuenta que puedes personalizar el color con distintos niveles de transparencia. Un color transparente permite ver los objetos que hay detrás.

Para ello, en el desplegable de color debes seleccionar la opción Personalizar color que abrirá un nuevo cuadro de diálogo.


En el nuevo cuadro de diálogo puedes ver en la parte superior un cuadro con un número del tipo #cfe2f3ff. Los dos últimos valores ff indican la opacidad. Un valor alto muestra el color opaco y un valor bajo, lo muestra transparente. Para regular el nivel de opacidad tienes un selector a la derecha del diálogo.

Otro de los elementos que puedes utilizar en este tipo de composiciones son las imágenes. Para insertarlas puedes utilizar el icono Imagen      o la opción Imagen del menú Insertar. En cualquiera de los casos te aparecerá esta ventana:


Puedes subir imágenes de cuatro formas.

Desde tu equipo con la opción Subir, tomándola directamente desde una página web con la opción URL (Atención debe ser la URL de la Imagen). También puedes usar el buscador de imágenes de Google que permite buscar imágenes relacionándolas con palabras y, finalmente, puedes buscar una imagen en los álbumes web de Picassa, una herramienta de Google que permite compartir imágenes (Google se encuentra en la transición de renombrar este servicio que pasará a llamarse Google Photos)


Una vez insertada la imagen en el documento puedes tratarla como al resto de elementos de la composición.

Trabajar con objetos con esta herramienta de dibujo es tan sencillo como hacerlo en la herramienta de Presentaciones.

Para seleccionarlos basta con hacer clic sobre ellos y cuando están seleccionados aparecen con el contorno en amarillo. Para seleccionar varios objetos puedes ir haciendo clic sobre ellos manteniendo pulsada la tecla Mayúsculas o Ctrl, o puedes trazar un rectángulo alrededor de ellos. En cualquier caso, debes tener activa la tecla Seleccionar   .

Al seleccionar un elemento aparecen alrededor suyo un marco y una serie de controles que pueden ser de tres tipos:

  • Círculos blancos en las esquinas y centro de los lados del rectángulo. Permiten estirar el elemento para cambiar su tamaño.
  • Circulo verde, que permite rotar el elemento.
  • Rombo amarillo: son controles específicos de las formas y permiten modificar algunos elementos.

También puedes utilizar las opciones de Rotar que se encuentran en el menú Disponer.


Una de las opciones más útiles de esta herramienta cuando se trabaja con gráficos, es poder agruparlos. Lo normal es que una composición se componga de elementos separados que a su vez están compuestos por otros más simples. Si agrupas una serie de elementos, haces que todos ellos se comporten como uno solo.

Para agrupar un conjunto de elementos, tienes que seleccionarlos y desde el menú Disponer>Agrupar. En cualquier momento puedes deshacer el grupo, seleccionándolo y haciendo clic en el menú Disponer>Desagrupar. Ambas opciones también están disponibles en el menú contextual.

Desde el menú Disponer también puedes alinear objetos, tanto horizontalmente como verticalmente.


Todos los dibujos creados con esta herramienta pueden ser insertados en otros documentos. Bien, desde el menú insertar de la herramienta con la que hayas creado el documento, como utilizando la opción de copiar al portapapeles web.


Desde la pantalla de edición del dibujo copias los elementos que quieras insertar en el portapapeles web. Seguidamente abres el documento en el que lo quieres insertar con la herramienta que lo hayas creado, p.e. un documento de texto, y al abrir el portapapeles puedes ver todos los documentos copiados en él.


Cuando pasas el puntero encima del documento puedes ver una vista previa de lo que hay copiado. Para insertarlo en el documento basta con seleccionarlo para pegarlo en el lugar en el que tengas el puntero del ratón.

Si haces clic sobre el objeto que has pegado, aparecen unos controles que te permiten editar el dibujo en caso de necesitarlo.